La diferencia entre señales analógicas y digitales, radica en la naturaleza de las variables que las definen, de este modo, las señales analógicas están definidas por variables continuas y las señales digitales están definidas por variables discretas. El paso de una señal analógica a una digital implica un proceso matemático de discretización, o sea, la fragmentación de la variable continua en unidades discretas. Dependiendo de la naturaleza de la señal la forma de dividirla en unidades discretas puede variar.

Este proceso de discretización que convierte dimensiones físicas a lenguaje binario de ceros y unos, para su tratamiento con ordenador se le denomina digitalización y se aplica a cualquier tipo de información, ya sea gráfica, de audio, vídeo, vídeo en movimiento, etcétera.

GEOMETRÍA Y RESOLUCIÓN DE LA IMAGEN

En el caso de la captación de una imagen analógica a través de una lente, ésta se subdivide en hileras y columnas que forman una matriz o cuadrícula llamada de Bayer. Los sensores de nuestras cámaras son los encargados de realizar esta división matricial (digitalización) de la imagen que, sobre el, proyecta la lente. Cada unidad de esta cuadrícula se la conoce como píxel (píxel = Picture Element) tienen forma cuadrada y el tamaño es el mismo para todos los píxeles de una misma imagen.

Si la cuadrícula de la imagen digital creada tiene pocos píxeles, tendremos un archivo con poca información y perderemos mucho detalle, por lo que se dice que tiene poca resolución. Si nuestra imagen tiene muchos píxeles, éstos llegarán a ser tan pequeños que no podremos distinguir unos de otros, ganaremos en detalles capturados y por supuesto el archivo necesario tendrá mucho más tamaño en bits debido a la mayor información capturada.



El término resolución posee diferentes acepciones según el contexto en el que se utilice, no obstante, se puede definir de forma general como la capacidad para representar o percibir los detalles de una imagen. Es un concepto presente tanto en la captura como en la representación digital.

Existe una gran confusión con las unidades de resolución y entre los conceptos de redimensionamiento y remuestreo de una imagen digital mal traducidos cuando, en realidad sería mejor llamarlos: cambiar el tamaño de impresión y escalar la imagen; tal y como lo han traducido en Gimp.

2.1.1.- RESOLUCIÓN DE LA IMAGEN DIGITAL vs RESOLUCIÓN DEL SENSOR

La medida de resolución de una imagen se emplea para reproducir a la escala deseada, una matriz de píxeles determinada (ej. imagen digital de 2792x3712 píxeles) en otra matriz destino (ej. impresora). Es decir, númeroe píxeles que se imprimen por unidad de longitud. Que entren más o menos píxeles por unidad de longitud, dependerá del tamaño con que se represente cada píxel de la imagen de origen (2792x3712) en la matriz de destino, habitualmente impresora y pantalla.

Para complicar todavía más el término de resolución, inexplicablemente se ha mantenido la utilización del sistema de unidades británico y las unidades de resolución se suelen expresar en dpi (dots per inch), o traducido ppp (puntos por pulgada), donde puntos debería de ser píxeles y pulgadas centímetros para no confundirnos los usuarios del sistema internacional de medidas. Así pues, una imagen digital de 2792x3712 píxeles preparada para imprimir a una resolución de 254 dpi. ¿qué tamaño tendría en papel?. Lo más lógico para todos los usuarios no anglosajones sería expresar la resolución de nuestras imágenes en unidades de medida del sistema internacional, donde la imagen digital de 2792x3712 píxeles preparada para imprimir a una resolución de 100 ppc (píxeles por centímetro), tendría un tamaño final en papel de 27,92x37,12 cm, tan simple como dividir los píxeles totales de la imagen por los píxeles que nos caben en un centímetro 100 ppc. Os invito a todos(as) a que entréis en la configuración de las opciones del programa que utilicéis y cambiéis las unidades de dpi a ppc.

Otro tipo de resolución es la de los sensores (CCD, LiveMOS, CMOS, etc...) que coincide con el producto de las hileras por las columnas que componen la matriz de fotodiodos o fotositos. Cuanto más pequeños sean estos fotodiodos más número de ellos tendremos por unidad de longitud y por tanto mayor resolución del sensor, o sea mayor detalle en la imagen captada, aunque también influyen otros aspectos como la óptica y filtros antialiasing.

2.1.2.- REDIMENSIONAMIENTO O CAMBIO DEL TAMAÑO DE IMPRESIÓN DE UNA IMAGEN

Cuando hablamos de redimensionar una imagen digital estamos refiriéndonos al cambio de las dimensiones del papel de salida en una impresora. Este cambio se consigue cambiando la resolución de la imagen, aumentando o disminuyendo el tamaño del píxel representado por la impresora. De este modo, el mismo ejemplo de antes con una imagen digital de 2792x3712 píxeles preparada para imprimir a una resolución de 100 ppc daba una fotografía impresa de 27,92x37,12 cm, sin embargo, si la imprimimos a 75 ppc el resultado sería una imagen de (2792/75)x(3712/75)= 37,23x49,49 cm; otro ejemplo, si la imprimimos a 125 ppc (2792/125)x(3712/125)= 22,34x29,70 cm. En definitiva, cuando aumentamos el valor de la resolución obtenemos una fotografía impresa más pequeña y cuando disminuimos la resolución obtenemos una fotografía impresa de mayor tamaño, pero esto afecta a la definición de la imagen impresa, a menor resolución, menor definición de los detalles de la imagen. Y la pregunta del millón, cual es la resolución idónea para imprimir una imagen digital de buena definición en papel; pues 118ppc (o 300dpi) aunque no es extraño que las empresas dedicadas a imprimir lo hagan a 254 dpi, o sea, los 100 ppc ,qué casualidad, el mismo valor del ejemplo que os comentaba al principio y exactamente el valor que yo utilizo con mi impresora. En realidad se puede imprimir sin pérdida aparente de calidad hasta un mínimo de 85 ppc para cuando necesitemos hacer ampliaciones grandes de nuestras fotografías.



2.1.3.- REMUESTREAR O ESCALAR UNA IMAGEN

En este caso cuando hablamos de remuestreo o escalado de una imagen digital nos referimos a hacerla más pequeña o más grande cambiando el número de píxeles, en igual proporción de alto que de ancho para no modificar el aspecto de la imagen. Para hacer esto es necesario utilizar un método de interpolación matemática que nos permite hacer estos cambios en el número de píxeles, sin perder los los detalles en la imagen, tanto para aumentos como para disminuciones.



En Gimp existen varios métodos de interpolación según las necesidades del usuario. Para obtener la máxima calidad en el remuestreo o escalado de una imagen hay que usar los métodos de interpolación Cúbica o Sinc (Lanczos3). Por el contrario si necesitamos velocidad de proceso, en vez de calidad podemos elegir Lineal o Ninguna.